sábado 2 de marzo de 2024

Ahorros

AFIP controla los plazos fijos: ¿Hay que estar alerta?

Con la baja de la tasa de interés, los montos a informar al fisco son cada vez más habituales
martes 30 de enero de 2024

La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) mantiene su control sobre los plazos fijos. Las entidades financieras deben informar al fisco sobre los movimientos de sus clientes cuando el monto total acumulado de las acreditaciones o extracciones mensuales en moneda argentina o extranjera resulte igual o superior a $200.000.

A pesar de que la inflación ronda el 25% mensual, el plazo fijo tradicional continúa siendo una opción útil para obtener una renta mensual y no dejar los pesos sin generar ningún tipo de beneficio.

El problema que hoy tiene el plazo fijo tradicional es que el Banco Central bajó la tasa nominal anual (TNA) que paga por las colocaciones hasta el 110% para depósitos efectuados por personas físicas por menos de $30 millones.

En resumen, la renta otorgada descendió unos 23 puntos porcentuales por año. Entonces, cada 30 días ofrece una renta de 9,04%, que equivale a casi dos puntos porcentuales menos respecto a lo que otorgaba antes de la baja de la tasa de interés de referencia, el pasado 19 de diciembre.

¿Cómo justificar los fondos invertidos en plazo fijo?

El banco es quien debe enviar información a la AFIP sobre nuestro plazo fijo cuando este sea igual o superior a $200.000. Por lo que la misma entidad financiera será la que determine si es necesario solicitar una justificación de los fondos.

En caso de que necesite esta información, generalmente lo hará a través de correo electrónico, solicitando la presentación de documentación respaldatoria que sustente las transacciones realizadas. Entre los documentos más habituales se encuentran facturas emitidas en los últimos 6 meses, recibos de sueldo y certificados de ingresos emitidos por contadores públicos.

Conclusión

La AFIP mantiene su control sobre los plazos fijos con el objetivo de combatir la evasión y elusión fiscal. La baja de la tasa de interés por parte del Banco Central agravó la salida de depósitos de plazos fijo, lo que llevó a que los montos a informar al fisco sean cada vez más habituales.

Los contribuyentes que realicen inversiones en plazos fijos por un monto igual o superior a $200.000 deben estar atentos a la posibilidad de que la AFIP les solicite información sobre los fondos invertidos.